El Salvador

Bukele: El Salvador registra su primera jornada sin homicidios en 2020

"Estamos ante una nueva etapa histórica en materia de seguridad", sostuvo el funcionario, quien felicitó a los cuerpos de seguridad por el resultado.

El Salvador, considerado uno de los países más violentos del mundo, registró el 4 de enero su primera jornada sin homicidios en el 2020, según el presidente del país, Nayib Bukele.

El dato, que fue compartido mediante las redes sociales del mandatario, fue respaldado por el ministro de Seguridad, Rogelio Rivas.

"Estamos ante una nueva etapa histórica en materia de seguridad", sostuvo el funcionario, quien felicitó a los cuerpos de seguridad por el resultado.

Esta cifra debe ser confirmada por una mesa técnica conformada por la Policía Nacional Civil (PNC), Fiscalía General de la República y el Instituto de Medicina Legal (IML).

Las autoridades salvadoreñas atribuyen este dato y la baja de homicidios registrada en 2019 a un plan de "control territorial" que concentra a más 7.000 miembros de la Policía y del Ejército en 22 localidades para tratar de cortar la fuentes de financiación de las pandillas.

De acuerdo con datos oficiales, El Salvador cerró el 2019 con unos 2.383 homicidios, aproximadamente un 28,7 % menos que las 3.346 muertes violentas del 2018.

Este dato, que también debe ser confirmado por la mesa técnica, dejó en 2019 una tasa de homicidios en 36 por cada 100.000 habitantes, superior al índice de 10 que a nivel internacional se considera epidemia, mientras que en 2018 fue superior a los 50.

Un portavoz de la FGR aseguró a Efe que dicha institución registró 2.390 homicidios en 2019.

La tasa de homicidios del año recién terminado es uno de los índices más bajos registrados lo que va del siglo XXI.

Según el informe "La situación de la seguridad y la justicia 2009-2014" de la jesuita Universidad Centroamericana (UCA), que cita datos del IML, en el año 2003 también se registró una tasa de 36.

Si el registro del 2019 se compara con una base de datos de la Oficina de Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC), dicho año es el menos violento del siglo en curso.

La mayoría de estos crímenes son atribuidos a las pandillas Mara Salvatrucha (MS13) y Barrio 18.

Estas bandas, un fenómeno considerado como herencia de la guerra civil (1980-1992) y que se fortaleció con la deportación de pandilleros de Estados Unidos, han resistido a los planes de seguridad implementados en las últimas cuatro administraciones.

Contáctanos