Vida en prisión para pandillero por tiroteo mortal en Hyattsville

Fernando Baires, de 20 años, fue condenado a cadena perpetua más 25 años por el asesinato de un joven hispano

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Odisea en la línea roja de Metro
    Fernando Baires, de 20 años.

    Un pandillero de la MS-13 ha sido condenado a vida en prisión más 25 años adicionales por estar involucrado en un tiroteo que dejó muerto a un joven hispano.

    Fernando Baires, de 20 años y sentenciado este viernes, es el último de tres sospechosos en ser juzgado. Baires, junto con otros dos miembros de la MS-13, intentaron asesinar en el 2016 a Carlos Aguirre, un hombre que ellos sospechaban había estado involucrado en otra pandilla.

    El crimen se registró el 17 de abril de ese año. Según la policía, Baires y los otros sospechosos habían visto a Aguirre con su esposa y unos amigos en el club nocturno Galaxy en Hyattsville. Al poco tiempo, Aguirre se dirigió a su apartamento ubicado en Riggs Road, a solo cuadras del establecimiento, junto a su amigo Gamaliel Nerio Rico, y al llegar a su puerta, los acusados estaban esperándolo con armas de fuego.

    Ambos hombres fueron tiroteados. Aguirre recibió seis tiros pero sobrevivió. Gamaliel, de 22 años, murió por un balazo en la cabeza.

    Prince George anuncia nueva política sobre notificaciones a ICE

    Prince George anuncia nueva política sobre notificaciones a ICE

    Las autoridades del condado Prince George han anunciado que la localidad tendrá una nueva política con respecto a las notificaciones que dan a ICE. Aunque aseguran que "no colaborarán" con la agencia migratoria, sí la notificarán si tienen bajo su custodia a inmigrantes acusados de crímenes violentos o están vinculados a pandillas. 

    (Publicado miércoles 26 de junio de 2019)

    El hermano de Gamaliel dijo en la corte que hasta ahora su familia no ha podido superar este incidente. Carlos Aguirre narró que no ha podido volver a trabajar y que todavía tiene traumas emocionales.

    Por su parte, la madre de Baires dijo entre llanto incesable sentir como si estuviera enterrando a su hijo. Baires apenas pudo mirarla a los ojos, pero le dijo a la jueza que él se cree inocente y que “Dios tiene la última palabra.”

    La fiscal general del condado de Prince George’s, Aisha Braveboy, dijo al salir de la corte que, con esta sentencia, termina el último capítulo del trágico incidente y que la localidad buscará implementar más recursos para prevenir el reclutamiento de estos grupos criminales.