COVID-19

Líder comunitario mexicano de Virginia muere por COVID-19 tras visitar su tierra

“Era además de amigo, como un hermano, y sé que la comunidad lo va a extrañar mucho"

Telemundo

Una familia mexicana y toda una comunidad en Manassas, Virginia, lloraron este martes la pérdida de un "gran líder" por causa del COVID-19.

Se trata de un mexicano que daba hasta lo que no tenía para ayudar, pero un viaje a su tierra le costó la vida.

A simple vista, pareciera un día normal en la vida de Meg Carroll, gerente de Georgetown South Community Center y una líder comunitaria en Manassas. Mientras acomoda y entrega la donación de alimentos a los más necesitados, piensa en su esposo. 

“No sé si ya saben que falleció en la mañana”, dijo Carroll. 

Se refiere a René Martínez Luna, quien tras 17 años, al conseguir su residencia permanente en EE. UU., decidió regresar a México a pasar la Navidad. 

“Él estaba tan feliz, tan contento de ir a ver sus amigos, sus familiares y su pueblo otra vez y no supimos que sería por la última vez. Yo tenía miedo de los carteles, porque él fue manejando. Yo no estaba pensando en COVID”, contó Carroll. 

Luna deja a cinco hijos adultos, 13 nietos y uno que nace el próximo mes, pero también a toda una comunidad a la que sirvió por casi dos décadas. 

“Era además de amigo, como un hermano, y sé que la comunidad lo va a extrañar mucho”, dijo su amigo, José Fernando Floreso. 

“Lo vamos a recordar, era un señor tranquilo, buena gente, siempre andaba ayudando a todos acá en la comunidad”, dijo Mercedes Valerio.

La familia desea que el ejemplo de esta batalla perdida sirva para que la gente se mantenga en casa.

“Si agarra Covid no está cubierto por seguro, seguro americano no. Y si compra seguro así extra, esto no cubre pandemia, entonces va a estar en un país en un hospital ojalá privado, pero ellos están exigiendo dinero”, indicó Carroll. 

La factura asciende a los $60,000 y ahora se suma la cremación y el traslado a su hogar con su esposa e hijos. 

“Él antes me llamaba de ‘mi alma’ y ‘mi vida’, y como americana no entendía estas palabras de cariño. Pero ahora entiendo muy bien porque él era mi alma y era mi vida”, dijo su esposa.

Carroll vive aferrada a su fe, y entiende que pese a la pérdida de su mayor apoyo, durante su tratamiento de cáncer de médula, confía en el plan de Dios.

Contáctanos