Así enfrenta Fernando Hierro 'la bomba caliente' que tiene en sus manos