10 horas de tortura y violación: víctima sobrevive y se venga